Rossi – Márquez ¿cuestión de psicología?

Hoy es noticia, hemos visto el incidente que se ha producido en el  Gran Premio de Malasia entre Rossi y Márquez, en una acción, en la que, según dirección de carrera, Rossi ha lanzado un patada a Márquez y a consecuencia de ésta, Márquez ha caído al suelo, teniendo que abandonar la carrera.


No es el objetivo de este artículo cuestionar la decisión de la dirección de carrera, ni tampoco opinar sobre si la sanción ha sido o no injusta. Lo que sí es un hecho incuestionable es que ha habido una sanción que puede hacer que Rossi no gane el campeonato del mundo y la pregunta es, ¿cómo es posible que una persona con su experiencia haya realizado una acción así?.

No es la única persona del mundo del deporte que ha tenido una reacción de este tipo, ha perdido los nervios y ha cometido un error que le puede suponer una pérdida mayor que lo que podría haber conseguido de no hacerlo.

Los deportistas deben tener la suficiente capacidad como para canalizar toda la tensión en la práctica del deporte, ateniéndose a las reglas. La presión que puedan llegar a sentir hay que transformarla en motivación y ésta, en rendimiento positivo, de tal manera que la mente está totalmente concentrada en la tarea, la reglas del juego y que no dé lugar a que se tomen decisiones erróneas que se conviertan en comportamientos sancionables.

Al igual que Rossi ha decidido hacer ese gesto antideportivo, podría haber decidido poner toda su experiencia, capacidad y buen hacer en conseguir dejar atrás a Márquez ateniéndose a las reglas.

Para ello el entorno es fundamental, y en éste no debería faltar nunca la figura de una persona experta en Psicología.  La Psicología podría haber ayudado a Rossi a obtener el mayor rendimiento de sus extraordinarias cualidades, pero desgraciadamente esto no ha sucedido.

En el Marca Digital del día 14/10/15 en una entrevista realizada Ángel Charte, máximo responsable a nivel médico del campeonato GP, éste manifestaba que “Si un piloto viene al psicólogo y otros lo ven, para ellos es débil”.

Realmente es muy preocupante que esto se vea así y esperemos que un futuro, la psicología esté presente en todos los deportes, al igual que la medicina o la fisioterapia.

José Luis Ahedo

Orientador

This entry was posted in Uncategorized. Bookmark the permalink.